"Déjate conducir por la Inmaculada"

Novena de Navidad

NOVENA DE NAVIDAD

Para rezar del 16 al 24 de Diciembre

Del Verbo divino
la Virgen preñada
viene de camino:
¡si le dais posada!
(San Juan de la Cruz)

Como rezar:
Se hace las oraciones para cada día.

  1. ORACIÓN PARA COMENZAR y luego un Padre Nuestro
  2. ORACIÓN PARA LA FAMILIA y luego un Padre Nuestro
  3. ORACION A LA VIRGEN y luego un Avemaría
  4. ORACIÓN A SAN JOSE y luego un Padre Nuestro
  5. MEDITACION DEL DIA, y Lectura Bíblica del día
  6. ORACION AL NIÑO DIOS y luego un Avemaría
  7. GOZOS
  8. BENDICIÓN

Teresa de Jesús escribe sobre la Virgen María
Me acuerdo que cuando murió mi madre, tenía yo doce años de edad, poco menos.
Cuando yo comencé a entender lo que había perdido, afligida, me fui a una imagen de
nuestra Señora y le supliqué, con muchas lágrimas, que fuese mi madre. Me parece
que, aunque se hizo con simpleza, me ha valido; porque he hallado a esta Virgen
soberana muy claramente en cuanto la he encomendado y al fin, me ha reconquistado
(Teresa de Jesús V 1, 7).

Teresa de Jesús escribe sobre San José
Y tomé por abogado y señor al glorioso san José y me encomendé mucho a él. Vi
claro que, tanto de esta necesidad como de otras mayores, de perder la fama y el
alma, este padre y señor mío me libró mejor de lo que yo lo sabía pedir. No me
acuerdo hasta hoy de haberle suplicado nada que no me lo haya concedido (Teresa
de Jesús V 6,6).

Teresa del Niño Jesús (Teresita de Lisieux) escribe del Niño Jesús.
¡Niñito Jesús!, mi único tesoro, yo me abandono a tus divinos caprichos, y no quiero
otra alegría que la hacerte sonreír. Imprime en mí tu gracia y tus virtudes infantiles,
para que en el día de mi nacimiento para el cielo los ángeles y los santos reconozcan
a mí a tu pequeña esposa, Teresa del Niño Jesús (Teresita de Lisieux)

ORACIONES COMUNES PARA CADA DIA

1.- ORACIÓN PARA COMENZAR

Oh Dios de infinita caridad que nos has amado tanto y que nos diste en tú hijo la mejor prenda de tú amor, para que, encarnado y hecho nuestro hermano en las entrañas de la Virgen, naciese en un pesebre para nuestra salud y remedio; te damos gracias por tan inmenso beneficio. En agradecimiento te ofrecemos, Señor, el esfuerzo sincero para hacer de este mundo tuyo y nuestro, un mundo más justo, más fiel al gran mandamiento de amarnos como hermanos. Concédenos, Señor, tu ayuda para poderlo realizar. Te pedimos que esta navidad, fiesta de paz y alegría, sea para nuestra comunidad un estímulo a fin de que, viviendo como hermanos, busquemos más y más los caminos de la verdad, la justicia, el amor y la paz. Amén.

Padre Nuestro…

2.- ORACIÓN PARA LA FAMILIA

Señor has de nuestro hogar un sitio de tú amor. Que no haya injuria porque tú nos das
comprensión. Que no haya amargura porque tú nos bendices. Que no haya egoísmo
porque tú nos alientas. Que no haya rencor porque tú nos das el perdón. Que no haya
abandono porque tú estas con nosotros. Que sepamos marchar hacia ti en tú diario
vivir. Que cada mañana amanezca un día más de entrega y sacrificio. Que cada noche
nos encuentre con más amor. Haz Señor con nuestras vidas, que quisiste unir, una
página llena de ti. Haz Señor de nuestros hijos lo que anhelas, ayúdanos a educarlos,
orientarlos por tu camino. Que nos esforcemos en el apoyo mutuo. Que hagamos del
amor un motivo para amarte más. Que cuando amanezca el gran día de ir a tu
encuentro nos conceda el hallarnos unidos para siempre en ti. Amén.
Padre Nuestro…

3.- ORACIÓN A LA VIRGEN

Santísima Virgen María, te pedimos por todas las familias de nuestro país; haz que
cada hogar de nuestra patria y del mundo sea fuente de comprensión, de ternura, de
verdadera vida familiar. Que estas fiestas de navidad, que nos reúne alrededor del
pesebre donde nació tu Hijo, nos unan también en el amor, nos hagan olvidar las
ofensas y nos den sencillez para reconocer los errores que hayamos cometido.
Madre de Dios y Madre Nuestra, intercede por nosotros. Amén.
Avemaría

 

4.- ORACIÓN A SAN JOSÉ

Santísimo San José esposo de María y padre adoptivo del Señor, tú fuiste escogido
para hacer las veces de padre en el hogar de Nazaret. Ayuda a los padres de familia;
que ellos sean siempre en su hogar imagen del padre celestial, a ejemplo tuyo; que
cumplan cabalmente la gran responsabilidad de educar y formar a sus hijos,
entregándoles, con un esfuerzo continuo, lo mejor de sí mismos. Ayuda a los hijos a
entender y apreciar el abnegado esfuerzo de sus padres. San José modelo de
esposos y padres intercede por nosotros. Amén.
Padre Nuestro…

 

6.- ORACIÓN AL NIÑO DIOS

Señor, Navidad es el recuerdo de tu nacimiento entre nosotros, es la presencia de tu
amor en nuestra familia y en nuestra sociedad. Navidad es certeza de que el Dios del
cielo y de la tierra es nuestro padre, que tú, Divino Niño, eres nuestro hermano.
Que esta reunión junto a tu pesebre nos aumente la fe en tu bondad, nos comprometa
a vivir verdaderamente como hermanos, nos dé valor para matar el odio y sembrar la
justicia y la paz. OH Divino Niño, enséñanos a comprender que donde hay amor y
justicia, allí estas tú y allí también es navidad. Amén.
GLORIA AL PADRE….

7.- GOZOS

Después de cada invocación, repetimos:

Dulce Jesús mío mi niño adorado. ¡Ven a nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!

OH sapiencia suma del Dios soberano que a nivel de un niño te hayas rebajado. OH
Divino infante ven para enseñarnos la prudencia que hace verdaderos sabios.
Niño del pesebre nuestro Dios y Hermano, tú sabes y entiendes del dolor humano; que
cuando suframos dolores y angustias siempre recordemos que nos has salvado.
OH luz de oriente sol de eternos rayos que entre las tinieblas tú esplendor veamos,
Niño tan precios, dicha del cristiano, luzca la sonrisa de tus dulces labios.
Rey de las naciones Emmanuel insigne de Israel anhelo pastor del rebaño. Niño que
apacientas con suave cayado, ya la oveja arisca ya el cordero manso.
Ábrase los cielos y llueva de lo alto bienhechor rocío, como riego santo. Ven hermoso
niño ven Dios humanado luce hermosa estrella, brota flor del campo.
Tú te hiciste Niño en una familia llena de ternura y calor humano. Vivan los hogares
aquí congregados el gran compromiso del amor cristiano.
Del débil auxilio, del doliente amparo, consuelo del triste, luz de desterrado. Vida de mi
vida, mi sueño adorado, mi constante amigo mi divino hermano.
Ven ante mis ojos de ti enamorados, bese ya tus plantas bese ya tus manos.
Prosternado en tierra te tiendo los brazos y aún más que mis frases te dice mi llanto.
Has de nuestra patria una gran familia; siembra en nuestro suelo tú amor y tú paz.
Danos fe en la vida, danos esperanza y un sincero amor que nos una más.
Ven salvador nuestro por quien suspiramos ven a nuestras almas ven no tardes tanto.

 

MEDITACIONES PARA CADA DIA

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 16 DE DICIEMBRE

Vamos a afianzar nuestros valores de modo que la navidad sea lo que debe ser; una fiesta dedicada a la RECONCILIACIÓN.

Dedicada al perdón generoso y comprensivo que aprenderemos de un Dios
compasivo.
Con el perdón del Espíritu Santo podemos reconciliarnos con Dios y con los hermanos
y andar en una vida nueva. Es la buena noticia que San Pablo exclamó en sus cartas,
tal como en su epístola a los romanos (5.1–11).
LECTURA BÍBLICA DEL DÍA ROMANOS 5: 1-11
Habiendo, pues, recibido de la fe nuestra justificación, estamos en paz con Dios, por
nuestro Señor Jesucristo, por quien hemos obtenido también, mediante la fe, el acceso
a esta gracia en la cual nos hallamos, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de
Dios. Más aún; nos gloriamos hasta en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación
engendra la paciencia; la paciencia, virtud probada; la virtud probada, esperanza, y la
esperanza no falla, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones
por el Espíritu Santo que nos ha sido dado.
En efecto, cuando todavía estábamos sin fuerzas, en el tiempo señalado, Cristo murió
por los impíos; en verdad, apenas habrá quien muera por un justo; por un hombre de
bien tal vez se atrevería uno a morir; mas la prueba de que Dios nos ama es que
Cristo, siendo nosotros todavía pecadores, murió por nosotros. ¡Con cuánta más
razón, pues, justificados ahora por su sangre, seremos por él salvos de la cólera! Si
cuando éramos enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo,
¡con cuánta más razón, estando ya reconciliados, seremos salvos por su vida! 11 Y no
solamente eso, sino que también nos gloriamos en Dios, por nuestro Señor Jesucristo,
por quien hemos obtenido ahora la reconciliación. Palabra de Dios
Amados hermanos: Vivir la navidad es cancelar los agravios si alguien nos ha
ofendido, y es pedir perdón si hemos maltratado a los demás.
Así, del perdón nace la armonía y construimos esa paz que los ángeles anuncian en
Belén: paz en la tierra a los hombres que aman al Señor y se aman entre sí. Los seres
humanos podemos hacernos daño con el odio o podemos ser felices en un amor que
reconcilia. Y esa buena misión es para cada uno de nosotros: ser agentes de
reconciliación y no de discordia, ser instrumento de paz y sembradores de hermandad.

 

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 17 DE DICIEMBRE

Segundo día dedicado a la COMPRENSIÓN.
Comprensión es una nota distintiva de todo verdadero amor.
LECTURA BIBLICA DEL DIA 1 Jn 3, 1-10.
Mirad qué amor nos ha tenido el Padre para llamarnos hijos de Dios, pues ¡lo somos!
El mundo no nos conoce porque no le conoció a él. Queridos, ahora somos hijos de
Dios y aún no se ha manifestado lo que seremos. Sabemos que, cuando se
manifieste, seremos semejantes a él, porque le veremos tal cual es. Todo el que tiene
esta esperanza en él se purifica a sí mismo, como él es puro.
Todo el que comete pecado comete también la iniquidad, pues el pecado es la
iniquidad. Y sabéis que él se manifestó para quitar los pecados y en él no hay pecado.
Todo el que permanece en él, no peca. Todo el que peca, no le ha visto ni conocido.
Hijos míos, que nadie os engañe. Quien obra la justicia es justo, como él es justo.
Quien comete el pecado es del Diablo, pues el Diablo peca desde el principio. El Hijo
de Dios se manifestó para deshacer las obras del Diablo. Todo el que ha nacido de
Dios no comete pecado porque su germen permanece en él; y no puede pecar porque
ha nacido de Dios. En esto se reconocen los hijos de Dios y los hijos del Diablo: todo
el que no obra la justicia no es de Dios, ni tampoco el que no ama a su hermano.
Si de verdad actuamos como hijos de Dios no imitamos a Caín si no que “damos la
vida por los hermanos” (3, 16).
Amados hermanos: Podemos decir que la encarnación de un Dios que se hace
hombre puede leerse en clave de ese gran valor llamado comprensión. Es un Dios que
se pone en nuestro lugar, que rompe las distancias y comparte nuestros afanes y
nuestras alegrías. Es gracias a ese amor comprensivo de un Dios padre que somos
hijos de Dios y hermanos entre nosotros. Dios, como afirma San Juan nos muestra la
grandeza de su amor y nos llama a vivir como hijos suyos.
Con un amor comprensivo somos capaces de ver las razones de los demás y ser
tolerantes con sus fallas.
Si la NAVIDAD nos torna comprensivos es una excelente Navidad.
Feliz navidad es aprender a ponernos en el lugar de los demás.

5.- MEDITACIÓN DEL DÍA 18 DE DICIEMBRE

Tercer día dedicado al RESPETO.
LECTURA BIBLICA DEL DIA PEDRO 2, 18-25
Obrad como hombres libres, y no como quienes hacen de la libertad un pretexto para
la maldad, sino como siervos de Dios. Honrad a todos, amad a los hermanos, temed a
Dios, honrad al rey.
Criados, sed sumisos, con todo respeto, a vuestros dueños, no sólo a los buenos e
indulgentes, sino también a los severos. Porque bella cosa es tolerar penas, por
consideración a Dios, cuando se sufre injustamente. ¿Pues qué gloria hay en soportar
los golpes cuando habéis faltado? Pero si obrando el bien soportáis el sufrimiento,
esto es cosa bella ante Dios. Pues para esto habéis sido llamados, ya que también
Cristo sufrió por vosotros, dejándoos ejemplo para que sigáis sus huellas. El que no
cometió pecado, y en cuya boca no se halló engaño; el que, al ser insultado, no
respondía con insultos; al padecer, no amenazaba, sino que se ponía en manos de
Aquel que juzga con justicia; el mismo que, sobre el madero, llevó nuestros pecados
en su cuerpo, a fin de que, muertos a nuestros pecados, viviéramos para la justicia;
con cuyas heridas habéis sido curados. Erais como ovejas descarriadas, pero ahora
habéis vuelto al pastor y guardián de vuestras almas. Palabra de Dios.
Pero hacedlo con dulzura y respeto. Mantened una buena conciencia, para que
aquello mismo que os echen en cara, sirva de confusión a quienes critiquen vuestra
buena conducta en Cristo. (1 Pedro 3,16)
Amados hermanos: Gracias al respeto valoramos la gran dignidad de toda persona
humana hecha a imagen y semejanza de Dios, aunque esa persona esté equivocada.
El respeto es fuente de armonía porque nos anima a valorar las diferencias, como lo
hace un pintor con los colores o un músico con las notas o ritmos.
Un amor respetuoso nos impide juzgar a los demás, manipularlos o querer moldearlos
a nuestro tamaño.
Siempre que pienso en el respeto veo a Jesús conversando amablemente con la mujer
samaritana, tal como lo narra San Juan en el capítulo cuatro de su evangelio.
Es un diálogo sin reproches, sin condenas y en el que brilla la luz de una delicada
tolerancia
Jesús no aprueba que la mujer no conviva con su marido, pero en lugar de juzgarla la
felicita por su sinceridad. Actúa como buen pastor y nos enseña a ser respetuosos si
de verdad queremos entendernos con los demás.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 19 DE DICIEMBRE

El cuarto día dedicado a la SINCERIDAD
Una cualidad sin la cual el amor no puede subsistir, ya que no hay amor donde hay
mentira. Amar es andar en la verdad, sin máscaras, sin el peso de la hipocresía y con
la fuerza de integridad.
Sólo en la verdad somos libres como lo anunció Jesucristo: Juan 8, 32. Sólo sobre la
roca firme de la verdad puede sostenerse una relación en las crisis y los problemas.
LECTURA BIBLICA DEL DIA Jn 8: 28-32
Dijo Jesús: “Cuando hayáis levantado al Hijo del hombre, entonces sabréis que Yo
Soy, y que no hago nada por mi propia cuenta; sino que, lo que el Padre me ha
enseñado, eso es lo que hablo. Y el que me ha enviado está conmigo: no me ha
dejado solo, porque yo hago siempre lo que le agrada a él. “
Al hablar así, muchos creyeron en él. Decía, pues, Jesús a los judíos que habían
creído en él: “Si os mantenéis en mi Palabra, seréis verdaderamente mis discípulos, y
conoceréis la verdad y la verdad os hará libres.
Ciertamente no somos nosotros como la mayoría que negocian con la Palabra de
Dios. ¡No!, antes bien, con sinceridad y como de parte de Dios y delante de Dios
hablamos en Cristo. (2 Corintios 2, 17)
Amados hermanos: Con la sinceridad nos ganamos la confianza y con la confianza
llegamos al entendimiento y la unidad.
El amor nos enseña a no actuar como los egoístas y los soberbios que creen que su
verdad es la verdad.
Si la navidad nos acerca a la verdad es una buena Navidad: es una fiesta en la que
acogemos a Jesús como luz verdadera que viene a este mundo: (Juan 1,9). Luz
verdadera que nos aleja de las tinieblas nos mueve a aceptar a Dios como camino,
verdad y vida. Ojala nuestro amor esté siempre iluminado por la verdad, de modo que
esté también favorecido por la confianza.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 20 DE DICIEMBRE

Quinto día dedicado al DIÁLOGO.
Toda la Biblia es un diálogo amoroso y salvífico de Dios con los hombres. Un diálogo
que lleva a su culmen y su plenitud cuando la palabra de Dios que es su Hijo, se hace
carne, se hace hombre, tal como lo narra San Juan en el primer capítulo de su
evangelio.
De Dios apoyado en la sinceridad, afianzado en el respeto y enriquecido por la
comprensión, es el que necesitamos en todas nuestras relaciones.
Un diálogo en el que a diario “nos revistamos de misericordia, bondad, humildad,
mansedumbre y paciencia”.
LECTURA BIBLICA DEL DIA Colosenses 3, 8-17
Mas ahora, desechad también vosotros todo esto: cólera, ira, maldad, maledicencia y
palabras groseras, lejos de vuestra boca.
No os mintáis unos a otros. Despojaos del hombre viejo con sus obras, y revestíos del
hombre nuevo, que se va renovando hasta alcanzar un conocimiento perfecto, según
la imagen de su Creador, donde no hay griego y judío; circuncisión e incircuncisión;
bárbaro, escita, esclavo, libre, sino que Cristo es todo y en todos.
Revestíos, pues, como elegidos de Dios, santos y amados, de entrañas de
misericordia, de bondad, humildad, mansedumbre, paciencia, soportándoos unos a
otros y perdonándoos mutuamente, si alguno tiene queja contra otro. Como el Señor
os perdonó, perdonaos también vosotros. Y por encima de todo esto, revestíos del
amor, que es el vínculo de la perfección. Y que la paz de Cristo presida vuestros
corazones, pues a ella habéis sido llamados formando un solo Cuerpo. Y sed
agradecidos. La palabra de Cristo habite en vosotros con toda su riqueza; instruíos y
amonestaos con toda sabiduría, cantad agradecidos, himnos y cánticos inspirados, 17
y todo cuanto hagáis, de palabra y de boca, hacedlo todo en el nombre del Señor
Jesús, dando gracias por su medio a Dios Padre. Palabra de Dios
Amados hermanos: El diálogo sereno que brota de un sincero amor y de un alma en
paz es el mejor aguinaldo que nos podemos dar en Diciembre. Así evitamos que
nuestra casa sean lugares vacíos de afecto en los que andamos dispersos como
extraños bajo el mismo techo.
Dios nos concede a todos el don de comunicarnos sin ofensas, sin juicios, sin
altanerías, y sé con aprecio que genera acogida y mutua aceptación.
Estén siempre iluminados por la verdad, de modo que estén también favorecidos por
la confianza.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 21 DICIEMBRE

Sexto día para valorar la SENCILLEZ.
Sencillez que es la virtud de las almas grandes y de las personas nobles.
Sencillez que fue el adorno de María de Nazaret tal como ella misma lo proclama en
su canto de Magníficat.
“Mi espíritu se alegra en Dios mi Salvador porque ha mirado la humildad de su
esclava”
LECTURA BIBLICA DEL DIA Lc 1: 45-55
¡Feliz la que ha creído que se cumplirían las cosas que le fueron dichas de parte del
Señor! »
Y dijo María: « Engrandece mi alma al Señor y mi espíritu se alegra en Dios mi
salvador porque ha puesto los ojos en la humildad de su esclava, por eso desde ahora
todas las generaciones me llamarán bienaventurada, porque ha hecho en mi favor
maravillas el Poderoso, Santo es su nombre y su misericordia alcanza de generación
en generación a los que le temen. Desplegó la fuerza de su brazo, dispersó a los que
son soberbios en su propio corazón. Derribó a los potentados de sus tronos y exaltó a
los humildes. A los hambrientos colmó de bienes y despidió a los ricos sin nada.
Acogió a Israel, su siervo, acordándose de la misericordia como había anunciado a
nuestros padres – en favor de Abraham y de su linaje por los siglos.
Amados hermanos: Navidad es una buena época para desterrar el orgullo y tomar
conciencia de tantos males que acarrean la soberbia. Ninguna virtud nos acerca tanto
a los demás como la sencillez y ningún defecto nos aleja tanto como la arrogancia.
El amor sólo reina en los corazones humildes, capaces de reconocer sus limitaciones
y de perdonar su altivez.
Es gracias a la humildad que actuamos con delicadeza, sin creernos más que nadie,
imitando la sencillez de un Dios que “se despojó de sí mismo y tomó la condición de
siervo” (Filipenses 2, 6.-1).
Crecer en sencillez es un estupendo regalo para nuestras relaciones.
Recordemos que en la pequeñez está la verdadera grandeza y que el orgullo acaba
con el amor.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 22 DE DICIEMBRE

Séptimo día para crecer en GENEROSIDAD.
Es la capacidad de dar con desinterés donde al amor le gana la carrera al egoísmo.
Es en la entrega generosa de nosotros mismos donde se muestra la profundidad de un
amor que no se agota en las palabras.
Y eso es lo que celebramos en la navidad: el gesto sin par de un Dios que se da a sí
mismo. Lo destaca San Pablo: “soberbia también en la generosidad… pues conocéis la
generosidad de Nuestro Señor Jesucristo el cual siendo rico, por vosotros se hizo
pobre para que os enriquecierais con su pobreza”.
Es un pasaje bíblico en que el apóstol invita a los corintios a compartir sus bienes con
los necesitados.
LECTURA BIBLICA DEL DIA: 2Cor 8: 7-15.
Y del mismo modo que sobresalís en todo: en fe, en palabra, en ciencia, en todo
interés y en la caridad que os hemos comunicado, sobresalid también en esta
generosidad. No es una orden; sólo quiero, mediante el interés por los demás, probar
la sinceridad de vuestra caridad. Pues conocéis la generosidad de nuestro Señor
Jesucristo, el cual, siendo rico, por vosotros se hizo pobre a fin de que os
enriquecierais con su pobreza. Os doy un consejo sobre el particular: que es lo que os
conviene a vosotros, ya que desde el año pasado habéis sido los primeros no sólo en
hacer la colecta, sino también en tomar la iniciativa. Ahora llevadla también a cabo, de
forma que a vuestra prontitud en la iniciativa corresponda la realización conforme a
vuestras posibilidades. Pues si hay prontitud de voluntad es bien acogida con lo que
se tenga, y no importa si nada se tiene. No que paséis apuros para que otros tengan
abundancia, sino con igualdad. Al presente, vuestra abundancia remedia su
necesidad, para que la abundancia de ellos pueda remediar también vuestra
necesidad y reine la igualdad, como dice la Escritura: El que mucho recogió, no tuvo
de más; y el que poco, no tuvo de menos. Palabra de Dios
Amados hermanos: Sabemos amar cuando sabemos compartir, sabemos amar
cuando damos lo mejor de nosotros mismos en lugar de dar sólo cosas.
Tomemos pues, la mejor decisión: dar cariño, afecto, ternura y perdón; dar tiempo y
dar alegría y esperanza.
Son los aguinaldos que más valen y no cuestan dinero.
Demos amor, como decía San Juan de la Cruz: donde no hay amor pon amor, y
sacarás amor.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 23 DE DICIEMBRE

Octavo día para afianzar la FE.
Una fe que es firme cuando nace una relación amistosa con el Señor.
Una fe que es autentica está confirmada con las buenas obras, de modo que la
religión no sea sólo de rezos, ritos y tradiciones.
Necesitamos cultivar la fe con la Biblia, la oración y la práctica religiosa porque la fe es
nuestro mejor apoyo en la crisis.
Necesitamos una fe grande en nosotros mismos, en Dios y en los demás. Una fe sin
vacilaciones como lo quería Jesús.
LECTURA BIBILICA Mc 11: 20-25
Al pasar muy de mañana, vieron la higuera, que estaba seca hasta la raíz. Pedro,
recordándolo, le dice: « ¡Rabbí, mira!, la higuera que maldijiste está seca. » Jesús les
respondió: « Tened fe en Dios. Yo os aseguro que quien diga a este monte: “Quítate y
arrójate al mar” y no vacile en su corazón sino que crea que va a suceder lo que dice,
lo obtendrá. Por eso os digo: todo cuanto pidáis en la oración, creed que ya lo habéis
recibido y lo obtendréis. Y cuando os pongáis de pie para orar, perdonad, si tenéis
algo contra alguno, para que también vuestro Padre, que está en los cielos, os
perdone vuestras ofensas. Palabra de Dios
“Pues todo lo que ha nacido de Dios vence al mundo. Y lo que ha conseguido la
victoria sobre el mundo es nuestra fe. Pues, ¿quien es el que vence al mundo sino el
que cree que Jesús es el Hijo de Dios? (1 Jn 5: 4,5)
Amado hermanos: Una fe que ilumina el amor con la fuerza de la confianza, ya que
“el amor todo lo cree”. 1Cor 13, 7.
La FE es la fuerza de la vida y sin ella andamos a la deriva. Razón tenía Publio siro al
decir: el que ha perdido la fe, ya no tiene más que perder.
¡Que bueno que cuidemos nuestra fe como se cuida un tesoro!
¡Que bueno que nos puedan saludar como a la Virgen!: “Dichosa tu que haz creído”.
Lc 1, 45.

5.-MEDITACIÓN DEL DÍA 24 DE DICIEMBRE

Noveno día para avivar la ESPERANZA y el AMOR.
El amor y la esperanza siempre van de la mano junto con la fe. Por eso en su himno al
amor nos muestra San Pablo que el amor cree sin límites y espera sin límites”.
LECTURA BIBLICA 1Cor 13, 1-13.
Aunque hablara las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo caridad, soy
como bronce que suena o címbalo que retiñe. Aunque tuviera el don de profecía, y
conociera todos los misterios y toda la ciencia; aunque tuviera plenitud de fe como
para trasladar montañas, si no tengo caridad, nada soy. Aunque repartiera todos mis
bienes, y entregara mi cuerpo a las llamas, si no tengo caridad, nada me aprovecha.
La caridad es paciente, es servicial; la caridad no es envidiosa, no es jactanciosa, no
se engríe; es decorosa; no busca su interés; no se irrita; no toma en cuenta el mal; no
se alegra de la injusticia; se alegra con la verdad. Todo lo excusa. Todo lo cree. Todo
lo espera. Todo lo soporta.
La caridad no acaba nunca. Desaparecerán las profecías. Cesarán las lenguas.
Desaparecerá la ciencia. Porque parcial es nuestra ciencia y parcial nuestra profecía.
Cuando vendrá lo perfecto, desaparecerá lo parcial. Cuando yo era niño, hablaba
como niño, pensaba como niño, razonaba como niño. Al hacerme hombre, dejé todas
las cosas de niño. Ahora vemos en un espejo, en enigma. Entonces veremos cara a
cara. Ahora conozco de un modo parcial, pero entonces conoceré como soy conocido.
Ahora subsisten la fe, la esperanza y la caridad, estas tres. Pero la mayor de todas
ellas es la caridad. Palabra de Dios
Amados hermanos: Una fe viva, un amor sin límites y una esperanza firme son el
incienso, el oro y la mirra que nos dan ánimo para vivir y coraje para no decaer.
Es gracias al amor que soñamos con altos ideales y es gracias a la esperanza que los
alcanzamos.
El amor y la esperanza son las alas que nos elevan a la grandeza, a pesar de los
obstáculos y los sinsabores.
Si amamos a Dios, nos amamos a nosotros mismos y amamos a los demás, podemos
lograr lo que sugiere San Pedro en su primera carta: “estad siempre dispuestos a dar
razón de vuestra esperanza.
Con dulzura, respeto y con una buena conciencia”. . (1 Pedro 3,16).
Si encendemos la llama de la esperanza y el fuego del amor, su luz radiante brillará en
el nuevo año después de que se apaguen las luces de la navidad.
¡Feliz Navidad!

Autor: Pedro Sergio Antonio Donoso Brant ocds

Fuente:

http://www.caminando-con-jesus.org/NAVIDAD/NOVENA%20DE%20NAVIDAD.pdf

Gracias por tus comentarios

%d bloggers like this: