"Déjate conducir por la Inmaculada"

Cuento Navideño: No hay Navidad sin Jesús

Todo empezó cuando unos niños le escribieron unas cartas a Santa Claus. Juan le pidió un carrito, un videojuego, una película y una figura de acción. Rosy le pidió una muñeca, un peine, una casita de muñecas y un carrito para muñecas. David le pidió unos videojuegos, una consola de videojuegos, unos controles para su consola de videojuegos y una funda para uno de sus controles.

En la escuela de los niños, las maestras les encargaron traer una aportación económica y ropa o cobertores para que los niños de escasos recursos no pasaran una triste Navidad. Ni Juan, ni Rosy, ni David trajeron nada y no les importó.

Pasaron los días y llego la noche buena, la familia de David hizo una fiesta y todos se reunieron.

Rosy y Juan también se reunieron y se la pasaron platicando con David de lo que le habían pedido a Santa.

A la mañana siguiente, los tres amigos se levantaron y fueron hasta su pino de Navidad; se quedaron asombrados al ver que todos los regalos estaban ahí, corrieron a abrirlos, de repente se escuchó un ruido y los tres amigos fueron a ver qué era, se encontraron con una tarjeta que decía así:

-Niños, ustedes me olvidaron por unos días, dejaron de hablarme, solo pensaban en sus juguetes, me soltaron de la mano, la Navidad no es solo luces y colores, no es solo regalos y decoraciones, no es solo juguetes y gran cena… se olvidaron por completo de mi, aun así yo los amo, no me puedo enojar con ustedes; se que a veces se tientan con cosas materiales, y yo, lo comprendo.

Los quiere, un amigo – .

Los niños se sintieron muy apenados y reflexionaron sobre el verdadero significado de la Navidad.

Moraleja: el verdadero significado de la navidad es Jesús, el dio la vida por nosotros y nosotros ¿Qué le damos a él?

Mauri

Gracias por tus comentarios

%d bloggers like this: